Emojis: un control político 👎 💩

⎯⎯⎯ Friday, June 3, 2016

http://i0.wp.com/fusion.net/wp-content/uploads/2016/06/13305067_963268820459465_442349575074520760_o.png?resize=740%2C555&quality=80&strip=all

 

The answer, I fear, is that new emoji have become merely an opportunity for good PR, a cute way of advertising tacos and ideology, voted on by a board of private interests. Largely made up of white, male engineers representing the titans of Silicon Valley, there are currently about a dozen full voting members on the Unicode Consortium who pay $18,000 a year for the privilege. That’s who gets to decide the future of the internet language.

Emoji are the cutest PR tool ever—but it’s a reminder that corporations control the internet language


Carrie & Lowell es mi disco favorito del 2015

⎯⎯⎯ Wednesday, December 30, 2015

carrie&lowell

Do I care if I survive this?

Bury the dead where they’re found

In a veil of great surprises; 

I wonder did you love me at all?

Alrededor de 2003, y luego de lanzar su disco Michigan, Sufjan Stevens anunció una tarea a todas luces desmedida: concentrar esfuerzos en escribir un disco por cada uno de los estados que componen los Estados Unidos. Illinois fue la segunda parada en esta aventura y uno de los mejores discos que se hicieron en el 2005. Si hacer un disco conceptual ya era una dificultad importante que sortear, la pregunta del qué hacer luego era una aún mayor. 

Seven Swans fue una extraña aventura de baja fidelidad donde Sufjan dejaba entrever inquietudes existenciales y cierta intimidad, todo mientras construía estas catedrales conceptuales. Tuvieron que pasar cinco años para que en The Age of Adz (2010) profundizara sobre espiritualidad, amor, relaciones y mortalidad. Cinco más, para que despachara un disco perfecto. 

Buena parte de Carrie & Lowell (2015) fue grabado con un teléfono en una pieza de hotel. No hay orquestación, no hay el preciosismo de discos anteriores, no hay casi arreglos. Es un disco construido con los retazos de recuerdos de Carrie, la madre de Sufjan, quien sufría de depresión, alcoholismo y esquizofrenia y que abandonó a sus hijos cuando Stevens tenía sólo un año. Lo que podría construirse desde al abandono, el disco lo construye desde la evocación, desde un pacífico ajuste de cuentas con el pasado y, fundamentalmente, desde el cariño.

Hay muy pocos discos que me hayan pensar más en los últimos años que este. En nuestra conexión con el pasado, con nuestros recuerdos y con aquellas cosas que a veces nos cuesta aceptar, pero que nos constituyen. Que nos hacen adultos, al final. Ser adulto también es reconciliarse con ese pasado. Este disco se reconcilia con canciones perfectas.


Agenda Digital 2020: una vaga lista de deseos

⎯⎯⎯ Friday, December 11, 2015

Desde el mandato del Presidente Eduardo Frei Ruiz-Tagle (1994-2000), cada gobierno presenta una nueva Agenda Digital, un plan de desarrollo para el país respecto a las “tecnologías de la información”, con una serie de hitos y propuestas de modernización. Lamentablemente, en lugar de ser un indicador del interés por establecer políticas públicas a largo plazo, las agendas digitales no han sido más que un cúmulo de medidas más o menos ambiciosas, con consecuencias inmediatas y sin una política pública propiamente tal que las oriente. La agenda de la presidenta Bachelet, presentada recién a fines de noviembre, no es diferente e instala nuevas preguntas.

La Agenda Digital 2020 se presenta ambiciosamente como una hoja de ruta con 60 medidas concretas, pero el documento no presenta una estructura ejecutiva adecuada para la gestión de dichas medidas, ni tampoco una guía de principios que explique por qué se priorizan algunas y no otras: las medidas propuestas no tienen responsables, plazos ni mecanismos de evaluación.

Ignorando las peticiones de la sociedad civil y el sector privado por una visión común y a largo plazo, la Agenda Digital 2020, al igual que sus predecesoras, hace borrón y cuenta nueva: ¿Qué medidas concretas de la Agenda Digital del Presidente Piñera se han mantenido? ¿Cuáles se han descartado? ¿Por qué razones? ¿Cómo se evaluó el proceso de confección de la agenda anterior y las medidas que en base a ella se materializaron? Todas son preguntas que la Agenda actual elude y que debieran ser el punto de partida para un plan de futuro. Al mismo tiempo, la Agenda incluye medidas que ya están en ejecución y que, curiosamente, no necesitan de ella para tener éxito.

Pese a tener un capítulo completo dedicado a “Derechos para el entorno digital”, la Agenda Digital 2020 no incluye referencia alguna a aspectos vinculados a neutralidad de la red, libertad de expresión en el entorno en línea o medidas para enfrentar la vigilancia privada en internet. ¿Qué hay en ese capítulo entonces? problemáticas que poco tienen que ver con el ejercicio de derechos, tales como el impulso a la firma electrónica, aranceles o tributos digitales.

Por otro lado, hay una mención expresa a la esperada nueva Ley de Datos Personales, que anuncia será enviado “próximamente” al Congreso, pese a ser parte de la Agenda de Probidad desde mayo de 2015, sin que a la fecha exista claridad sobre el plazo de presentación ni de las autoridades responsables.

Chile ha sido pionero en temas regulatorios y digitales en el pasado: fue el primer país en el mundo en tener una ley de neutralidad de la red, que ha servido como referente en otras regiones del mundo; ejemplar es también nuestro modelo de responsabilidad de intermediarios en materia de derechos de autor, que resguarda la libertad de expresión y los derechos autorales al exigir orden judicial para la remoción de contenidos eventualmente ilícitos. Pero al revisar la Agenda Digital 2020, no hay indicios de una política pública que permita que el país mantenga su posición de liderazgo regional en materia de tecnología y desarrollo.

Pese a tener una oportunidad única, el gobierno de la Presidenta Bachelet muestra con esta agenda mucha tibieza y falta de compromiso para avanzar hacia una política pública digital abierta, inclusiva y protectora de derechos.

Esperamos que aún estemos a tiempo para encaminar un plan de desarrollo digital que no responda solo a problemáticas propias de fines de los noventa en Chile, sino que mire hacia el futuro e incluya una agenda de derechos robusta. El punto de partida para ello es tener una política pública que de no existir, inserta un razonable manto de dudas respecto de la idoneidad y alcance de las medidas anunciadas en esta hoja de ruta.

(Publicado en Derechos Digitales)


Con globos, Las Condes y Lo Barnechea niegan el derecho a la privacidad de sus vecinos

⎯⎯⎯ Friday, August 21, 2015

El día de ayer, los alcaldes de las comunas de Lo Barnechea y Las Condes estrenaron un inédito sistema de vigilancia en el sector oriente de Santiago, que consiste en una serie de cámaras acopladas a globos aerostáticos, con las que se pretende combatir de una vez por todas la delincuencia.

Se trata de tecnología israelí utilizada normalmente para el monitoreo fronterizo. Cada globo cuenta con protección antibalas y está equipado con cámaras de alta definición y visión en 360º, capaz de reconocer a una persona en movimiento a más de 1.5 kilómetros de distancia. Gracias a su sistema de visión nocturna, el sistema grabará a los vecinos las 24 horas del día, los siete días de la semana.

Pese al entusiasmo de los alcaldes, esta es una medida altamente intrusiva para la privacidad de los habitantes de la ciudad y dudosamente legal.

[left]Si bien se entiende la necesidad de enfrentar la delincuencia, en un estado democrático de derecho esto no es, ni debe ser, a cualquier costo. [/left]Si bien se entiende la necesidad de enfrentar la delincuencia, en un estado democrático de derecho esto no es, ni debe ser, a cualquier costo. En particular, cuando se trata de medidas que afectan garantías fundamentales, como el derecho a la vida privada, estas deben ser excepcionales y cumplir con los estándares más altos posibles para asegurar que se trata de una medida necesaria y proporcional.

La medida tomada por los alcaldes de Las Condes y Lo Barnechea está lejos de cumplir con estos requisitos. Entre otras razones, porque se trata de una medida de vigilancia masiva, sin discriminación alguna y sin mayores mecanismos de control para evitar abusos de los operadores del sistema: como nada impide técnicamente que el potente lente de la cámara grabe, almacene y distribuya actividades realizadas en los confines de la propiedad de los vecinos de Las Condes y Lo Barnechea, hay muy pocos elementos de control para verificar que los operadores privados no utilizan estas tecnologías para perfilar, perseguir y crear bases de datos de aquellos que circulamos diariamente por las calles de nuestra ciudad.

En el escenario actual, Chile tiene una de las leyes de protección de datos personales más débiles de América Latina. En este contexto se hace urgente exigir a las autoridades que ejerzan sus facultades dentro de los límites establecidos en la Constitución y la ley.

El combate contra la delincuencia últimamente parece ser la excusa perfecta para la violación de garantías constitucionales. La violación grave de la privacidad es justamente lo contrario a la construcción de una sociedad más segura y menos desigual.


▶ ETÉ & LOS PROBLEMS – Jordan

⎯⎯⎯ Friday, July 3, 2015

Quién no estuvo ahí.


Reporte de Naciones Unidas sobre encriptación y anonimato

⎯⎯⎯ Friday, May 29, 2015

60. Los Estados no deben restringir el cifrado y el anonimato, que facilitan, y a menudo permiten, el derecho a la libertad de opinión y expresión. Las prohibiciones generales no son necesarias ni proporcionales. Los Estados deben evitar todas las medidas que debiliten la seguridad que las personas disfrutan en línea, tales como backdoors, débiles estándares de cifrado y key escrows. Adicionalmente, los Estados deben abstenerse de requerir la identificación de usuarios como una condición para el acceso a las comunicaciones digitales y servicios en línea y requerir registro de tarjetas SIM para los usuarios móviles. Las empresas deben considerar asimismo sus políticas que restringen el cifrado y el anonimato (incluso a través del uso de seudónimos). Órdenes judiciales de descifrado, sujetas al derecho local y al derecho internacional, sólo pueden ser permitidas cuando sean resultado de la aplicación de leyes transparentes y accesibles al público, aplicadas sólo de manera personal y caso a caso a individuos (así, no a una masa de personas), y sujetas a una orden judicial y la protección de los derechos de debido proceso.

Fuente: U.N. report: Encryption is important to human rights — and backdoors undermine it


«Las bibliotecas son el último bastión de la democracia»

⎯⎯⎯ Tuesday, May 26, 2015

National Geographic Photo BlogCities have responded to homelessness with new codes of public conduct and trespassing ordinances enforced on persons deemed to be disorderly, unkempt, or of foul smell. The San Francisco Public Library has directly addressed the situation—it was the first in the country to add a full-time social worker to its staff. Leah Esguerra reaches out to homeless patrons in the main branch of the library. “Libraries are the last bastion of democracy,” she says.

Source: Public Library Portraits of California’s Homeless | PROOF


Los mejores discos del 2014 (más las mejores canciones)

⎯⎯⎯ Tuesday, December 30, 2014

RTJ2

Lo sé, el título del artículo es equívoco. No son los mejores, son los que más me han gustado. De todas formas, y a estas alturas, no sé si vale la pena hacer este tipo de distinciones.

Tuve la suerte de estar cada noche de martes y jueves del año junto a Boris Orellana programando nuestra música favorita en nuestro programa Super45 en Radio Zero. Y programamos muchos discos, más de los que soy capaz de contar. Y entrevistamos a decenas de bandas chilenas, además de un par de entrevistas a artistas que andaban de visita y que algunos alcanzaron a salir al aire, como Erlend Oye. Otros no, como James McNew de Yo la tengo.

Esta época del año es de mis favoritas, precisamente porque en listas de otros uno descubre joyas que no fue capaz de encontrar por sí mismo. Si hay algún disco que necesariamente tenga que escuchar y no está acá, cuéntenme, pero no me digan The War on Drugs 😉

En fin, este es mi listado de discos favoritos. No hay un ganador por paliza, pero hay una serie de discos que destacan por sobre el resto. Este es el resultado.

1. Run the Jewels – Run the Jewels 2
2. St Vincent – St Vincent
3. Eno • Hyde – High Life
4. Spoon – They Want My Soul
5. Ty Segall – Manipulator
6. Swans – To Be Kind
7. Protistas – Nefertiti
8. Sylvan Esso – Sylvan Esso
9. Alvvays – Alvvays
10. Alt-J – This Is All Yours
11. Owen Pallett – In Conflict
12. Perfume Genius – Too Bright
13. Parquet Courts – Sunbathing Animal
14. Angel Olsen – Burn Your Fire for No Witness
15. Eels – The Cautionary Tales of Mark Oliver Everett
16. Papercuts – Life Among The Savages
17. Todd Terje – It’s Album Time
18. Walter Martin – We’re All Young Together
19. Sue Mon Mont – Sue Mon Mont
20. Roddy Frame – Seven Dials

No quedaron en el listado, pero los recomiendo igual:
Frankie Cosmos – Zentropy, Neneh Cherry – Blank Project, The Antlers – Familiars, Juan Pablo Abalo – Como un animal, Adult Jazz – Gist Is, Bernardita – Bernardita, Natisú – La historia, tUnE-yArDs – Nikki Nack, Ex Hex – Rips, Perfect Pussy – Say Yes to Love, Gruff Rhys – American Interior, Damon Albarn – Everyday Robots.

Y estas son mis canciones favoritas del año. Las recopilé con paciencia. Disfruten y coméntenme qué les parece.


Chile de nuevo está en la lista negra de piratería del reporte 301

⎯⎯⎯ Wednesday, April 30, 2014

Prince Stops Playing The Piano In Black White Gif


El mundo de los artículos académicos que nadie lee

⎯⎯⎯ Tuesday, March 25, 2014

Un estudio de la Indiana University descubrió que «hasta el 50% de los artículos académicos no son leídos por nadie más que sus autores, árbitros y editores de revistas.» Ese mismo estudio concluyó que «aproximadamente el 90% de los artículos que han sido publicados en revistas académicas jamás han sido citados». O sea, nueve de cada diez trabajos -que a menudo toman años de investigación, compilación, presentación y finalmente ser publicados, y son la principal evaluación de un investigador- contribuyen muy poco a la conversación académica.

(Via @apalet)